Churita: la voz de la tierra

No fue un camino cualquiera el que me guio a descubrir “Churita”, de Mariana Baraj.  Un disco que se me ancló al alma hace como cinco meses y que no deja de recordarme lo que significa este hemisferio, y es que este disco, aunque fusiona, es un disco de sur. Con inspiración evidente en las sonoridades tradicionales del norte de Argentina y una actitud rock, “Churita” va narrando, a ratos con susurros y a ratos con gritos, partes de nuestra identidad latinoamericana, de encuentros, de raíces, visitantes y conquistas.

Foto obtenida desde el sitio oficial de Mariana Barajhttp://www.marianabaraj.com/fotos.html

Fotografía obtenida desde el sitio oficial de Mariana Baraj
http://www.marianabaraj.com/fotos.html

La ruta fue la siguiente: viendo una entrevista que el locutor Lalo Mir[1] hacía a Pedro Aznar, me llamó la atención el nombre de una mujer que aparecía repetidamente: Leda. Más tarde, y gracias a la tecnología, pude conocer algo de la inmensa labor de investigación y recuperación de cantos tradicionales en Argentina, algo tal vez comparable con el trabajo que hizo Violeta acá. Intentaré no alargarme aquí, aunque es difícil porque Leda Valladares merece varias hojas, más adelante las haré.
Buscando versiones de los cantos rescatados por ella, me topé con una mujer muy joven, sin trajes típicos del folklore pero con esa energía que emerge como de la misma tierra, era el “canto cósmico” del que la propia Leda hablara años antes. Percusionista, en cada pierna tobilleras llenas de semillas que percute y en cada mano un instrumento más, y me doy cuenta que otra persona estaría de sobra. Así conocí a Mariana Baraj.
Pero Mariana ya tiene varios discos en el cuerpo: Lumbre (2002), Deslumbre (2005), Margarita y Azucena (2007) y el último editado hasta el momento, Churita (2010).
En sus discos anteriores, Mariana se desplaza por un repertorio que combina cantos tradicionales, como “Yo soy como el tigre viejo” (Vidala Tafí del Valle / Tucumán) y canciones ya tan populares como “La arenosa” de M.J Castilla y G. Leguizamón o “Maldigo del alto cielo” de Violeta Parra, en versiones únicas y arriesgadas que fusionan distintos sonidos latinoamericanos, con arreglos que incorporan elementos del pop, rock y jazz sin ningún temor.
En ese sentido, Churita, viene a ser también como un primer disco, ya que hasta el momento es el único en el que presenta sus propias creaciones, entregándonos construcciones dulces, llenas de texturas, en las que podemos terminar de descubrir el inmenso bagaje musical que ya se dejaba ver en sus trabajos anteriores.
En un lenguaje coloquial y sencillo, sus letras nos llevan por sentimientos honestos y claros, y los sonidos nos evocan un espacio musical atemporal pero fresco a la vez, con instrumentos como el charango, el acordeón y por supuesto, una gran variedad de percusiones. Muestra de esto son las coloridas “La Guada” y “Orilla”. No puedo dejar de comentar la hermosa y triste “Nadie”, canción que cuenta con la participación de Fernando Ruíz Díaz (Vocalista, guitarrista y bajista de Catupecu Machu) que a través de un halo de simpleza nos conecta con emociones profundas, reales.
Les cuento que si bien el nombre Mariana Baraj a nosotros no nos resulta tan familiar, para un vasto circuito de músicos su trabajo es ampliamente reconocido y ha participado en producciones y como invitada en vivo acompañando a músicos como León Gieco, Julieta Venegas, Fito Paez, Teresa Parodi, entre otros y recientemente grabó junto a Vicentico la canción “Hasta despierto” para el disco “Cuerpo” que recopila canciones de distintos artistas a partir de lo sucedido en argentina con la muerte de Mariano Ferreyra[2].
Mariana Baraj está en este momento en el proceso de mezcla de su nuevo disco. Si continúa en la misma línea, sería más que suficiente para que yo, egoístamente, quedara absolutamente feliz y agradecida,; sin embargo,después de conocer algo del recorrido musical que Mariana ha desarrollado, sabrán lo difícil que resulta hacer predicciones. Por ahora, no me queda más que dejar esta invitación: a disfrutar de la belleza de “Churita”.

por Macarena Salinas


[1] Periodista y locutor argentino, conductor del programa “Encuentro en el estudio”. Puedes revisar las entrevistas de Lalo Mir aquí

[2] dirigente de la FUBA y militante del Partido Obrero en Argentina.  Recibió un disparo en el pecho durante una manifestación, producto de la represión de un grupo de afiliados a la Unión Ferroviaria, en Octubre de 2010.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s